martes, febrero 21, 2006

Malasaña no existe


EXPOSICIÓN FOTOGRÁFICA "MALASAÑA, ESPACIO EN EXTINCIÓN"
domigo 26 de febrero a partir de las 20.00h, Taberna del 9, San Andrés nº 9




Malasaña no existe.

Malasaña no es una extensión de terreno entre San Bernardo y Fuencarral, Carranza y la frontera difusa que llega hasta la Gran Vía. Malasaña es ante todo un espacio mental, una forma de interrelación entre las personas, una forma de habitar y de ser, de crear ciudad y espacio de vida a cada instante. Por eso Malasaña es algo más importante y más frágil que un puñado de edificios enclavados en el centro de Madrid, en el corazón de la bestia: Malasaña es precisamente y sobretodo lo otro, lo que está dentro: es el muro, pero sobretodo es la pintada en el muro; la casa y el balcón, pero mucho más la vida que se asoma desde ella; es la plaza, es ante todo esa luz especial que flota los domingos al amanecer, entre los restos del naufragio.

Malasaña es esa pintada: es la amargura y el cinismo, pero también es la lucha, sobre todo y desde siempre, la lucha. Por eso estamos aquí, para decir que, aunque acorralados, estamos vivos, qué demonios, que el barrio es nuestro y lo seguirá siendo, a pesar de la brutal ofensiva de la especulación, y el capital, a pesar de Tecnocasa y Starbucks. Para decir que habitamos aquí y vamos a seguir habitando, cada instante, dando guerra. Que somos ciudadanos y ciudadanas que queremos vivir en un barrio, no en un logotipo. Habitar una ciudad, no una franquicia.

Porque somos muchos, porque Malasaña en peligro de extinción es cada barrio, cada esquina de este Madrid donde la gente se encuentra y vive, se organiza y da guerra.

Porque reivindicamos nuestro espacio y nuestra forma de vivir la ciudad, porque nosotros y nosotras somos el barrio.

Por eso y ahora, como siempre y más que nunca, nos vemos en las calles.

Asamblea Ciudadana del Centro de Madrid - Colectivo "Quieres Callarte"

7 comentarios:

Lucky-Lilith dijo...

Cuando llegué a Malasaña era aun bastante pequeña. Venía de un barrio de esos teñidos de "cutre" y recuerdo que al llegar aqui... flipé.
Flipé con eso de ponerte a hablar con la gente cuando te la encuentras por la calle, gente que al final acabas conociendo. Con aquello de poder salir de casa a las 4 de la madrugada y que las calles estuvieran llenas de gente y de vida. Pero no llenas de gente armando bulla y acosando a los demás (eso que tanto le gusta mentar a Esperanza y a su querido-en-funciones a la hora de justificar lo que hacen..), sino gente simplemente, fuera de su casa. Bebiendo en la calle o no, ese no era el caso. El caso es que tenía cierta magia poder vivir en un lugar que, sin ser un sitio agobiante, nunca dormía.
Recuerdo que me fliparon las fiestas, la fiesta del Dos de Mayo; ahora muerta y enterrada. ¿Porqué? Antes había conciertos, actividades. Ahora hay un chiringuito y da gracias. A eso le llaman progreso...
Los mismos bares llevaban aqui años. Entrabamos y estabamos en ellos como en casa.
Ahora los han cerrado. Tanto los legales como los ilegales.
Antes las casas del Malasaña eran de la gente de Malasaña.
Ahora son del pp.
Antes, como ya he dicho, salía a la calle a cualquier hora y no pasaba nada. Podías fumarte un cigarro en la calle con toda tranquilidad, sentarte a charlar, ese tipo de cosas.
Ahora es ilegal tener los bares abiertos hasta según que hora, el botellón esta penalizado, los bares cerrados... asi que las calles, desiertas, se han convertido en un peligro.
Tratan de convertir Malasaña en algo que no se muy bien qué es. No la estan convirtiendo en nada, la estan destruyendo.
Asi lo veo yo.
Besos desde el lado sur de Malasaña.

Santi dijo...

Esa Malasaña que comentáis creo que está agonizando y le quedan dos días para palmar. La han matado el dinero y el capital echando a los antiguos vecinos y comerciantes y trayendo al barrio a la gente de pasta que viene porque en Chueca no queda sitio.

Desengañémonos, la gente joven que es la que le da vida a un barrio, se está yendo porque en Malasaña no se puede vivir, no se puede beber, y si sales por la noche casi ni quedan garitos de los de antes, de los que podías tomarte tranquilamente una cerveza escuchando buena música. La gente que vienen son diseñadores, creativos, publicistas,..., gente con pasta vamos, y para ellos la antigua Malasaña es más una molestia que una cosa que haya que mantener.

Es una pena, pero están desapareciendo muchas gentes del barrio, y no sólo de la noche, sino de los comercios de día y de la peña que también forma parte de este barrio.

¿y qué tendrá este barrio lleno de mierda y ruido, sin ni siquiera una pista deportiva ni zona verde, ocupado policialmente continuamente, que hace que todavía estemos aquí?

Pues las 7 calles, las tiendas de música, el conocer y saludar a la gente cuando te cruzas en la calle, el graffiti de la pollería, que demuestra que el comercio tradicional no está reñido con las nuevas tendencias expresivas, las Camacho, las mañanas de invierno al sol en las bancadas de la plaza del Dos de Mayo,...

Nos vemos en la calle.

Anónimo dijo...

para mi Malasaña es y será siempre mi juventud...Y ahora que ya no soy tan joven y que estoy lejos del barrio,y de la ciudad, recordar aquellos rincones, esas noches largas de charla y cubata dentro o fuera de un bar,me produce una nostalgia infinita...He buscado malasañas en otras ciudades, en otros ricones del mundo, pero no...Malasaña sólo hay una y hay que tener mala saña para querer acabar con ella...

Anónimo dijo...

malasaña for-ever? no, malasaña no es para cualquiera... y en eso se va a quedar... lastima...

Anónimo dijo...

Sali de mi ciudad en busca de "no se que", (porque entonces no lo tenia muy claro) pero que encontre en Malasaña. Nunca olvidare mi primera noche alli, EUREKA! encontre lo que buscaba. Calles abarrotadas de gente charlando sobre la hipocresia del rebaño social, una plaza rebosante de buen rollo al compas de una guitarra que aunque no sonara muy melodica te llenaba de energia,y lo mejor de todo, la sensacion de estar vivo!
Por fin deje de sentirme sola,por lo que jamas volvi a mi pequeña ciudad.
Le debo mucho a Malasaña, mis mejores años, mis mejores amigos, y mi despertar.
Y viendo que el barrio que me abrio los ojos,esta a punto de cerrar los suyos, me preocupo y os propongo la busqueda de soluciones mas alla de etas palabaras.
saludos!
Anarkia y birra fria, siempre!!!!
Sheena

Anónimo dijo...

"Malasaña".No hay que equivocarse entre lo que es un bien colectivo, lo urbano que sirve para todos, y lo primitivo que no tiende a evolucionar.

A lo que quiero llegar, es que Madrid estaba tendiendo a dejar su espacio céntrico (María Malasaña y Zona centro) como un espacio "degradado urbano", y lo ha conseguido.

A día de hoy, es más peligroso darse una vuelta por Malasaña-Chueca-Fuencarral-Montera, que hace 10 años.Hay de todo: tribus urbanas, delincuencia juvenil y no tanto, robos, asaltos, violaciones, asesinatos (plaza Luna) etc...Es obvio que lo llaman el Chinatown de Madrid, las patrullas que pasean por ahí ni se meten en lios de lo acojonado que estan los pobres funcionarios.

Menos mal que han quitado la fiesta del 2 de mayo e intentan que los vecinos ancianos y jóvenes violentos o problemáticos se muden a otras zonas de extraradio, porque es una vergüenza total el nivel de delincuencia y degradación, decrépita al que ha llegado esa zona.

Menos mal que si vas por ahí a veces hay patrullas policiales (la salvación!!!), sino el % de víctimas subiría bastante.

Ha sucedido, que tras limpiar de delincuencia y problemas la zona del Retiro, esos "seres inmundos" se han refugiado entre las zonas que colindan con Gran Vía, Alonso Martinez, Quevedo, Glorieta de San Bernardo, Princesa y Alberto Aguilera.Es un distrito sin ley alguna, y el que pasea por ahí, puede esperarse que le asalten y le pase de todo.

Si eso es vecindad o plan urbano que me digan.Yo vivo con inmigrantes y exceptuando algún problema ínfimo, que ni me quejo, la convivencia es genial.

Pero lo que comentan determinados contertulianos, es pura mentira y demagogia.Una cosa es un plan alternativo con un plan director urbano que le acompañe, y otra dejar que un barrio entero se degrade, con meadas, cagadas, vómitos, toxicomanos, delincuencia, asaltos, violaciones, prostitución, drogas, venta ilegal, palizas, tironeros etc...¿eso es la convivencia?¿el hecho de que un día pasees y regreses en una caja de pino a tu nicho?

Porfavor, como se nota, que hace más de 2 años que nadie de los contertulianos se pasa por ahí.

en dos palabras: "Da Miedo".Prefiero que militarizen esa zona o la masifiquen de policias, a que siga como esta ahora, porque la delincuencia puede extenderse a otras zonas y ser peor.

Menos mal que donde vivo los inmigrantes forman un foro de distrito y nos protejen constamente de esa lacra de delincuencia barriobajera que es chusma al fin y al cabo: tribus urbanas de toda la vida (red skin, skin, punks y toxicomanos) y que no tiene nada que ver con los inmigrantes que son honestos.

No como muchos madrileños, que son unos delincuentes.

Espero que Gallardon meta a la policia a saco, les meta en prisión o les interne en sitios especiales, porque esa chusma madrileña da asco y pena.

Una ciudadana indignada con el estado delictivo de Malasaña.

No mientan y digan que es una zona de convivencia, conviven vds con vómitos de toxicomanos o dejan que su hija se violada o prostituida?Ni las monjas continuan en los conventos aledaños, intentan venderlos del miedo de los skins y punks delincuentes y toxicomanos.

Espero que acoten el barrio y expulsen a esos españoles delictivos.

Anónimo dijo...

este barrio a cambio por desgracia, ya poca gente se saluda,y la delincuencia de paso a crecido,pero algo que molesta mucho son los graffiteros, que pintan mi puerta y mi fachada cada semana,la limpiamos y vuelven a ensuciarla, los vecinos hemos acordado esperarles en el balcon con botellas y cuando esten pintando tirarles botellas, a ver si asi se van a su casa y pintan un cuadro al oleo o en papel...asquerosos...